Ventajas del uso de Plexiglas® en piscinas

84

Durante los últimos años, se está generalizando el uso de materiales acrílicos en el mundo de la piscina, destacando el uso de Plexiglas®.

Antes de nada, podemos definir al plexiglas como una estructura acrílica transparente generada mediante la polimerización del metacrilato de metilo, utilizada para diversos ámbitos; construcción, decoración, industria, medicina…

Aunque dentro de la industria de la piscina, hasta hace poco, su uso se centraba principalmente en la fabricación de ventanas subacuáticas (ventanas para piscinas), en la actualidad, también no empezamos a encontrar con otros accesorios, también fabricados en este material, como por ejemplo juegos de agua (Cascadas, cañones), escaleras, barandillas

¿Por qué se está produciendo esto? La realidad es que el Plexiglas® presenta importantes ventajas frente a otros materiales, algunas de las cuales, pasamos a detallar:

GRAN LIGEREZA. Gracias a su baja densidad (50%), resulta mucho más ligero que otros materiales, como puede ser el vidrio (bastante habitual en ventanas). De hecho, es por encima de un 60% más ligero. Lógicamente, esta ligereza, lo hace muy recomendable en situaciones donde el peso de la estructura necesita ser lo más liviana posible.

RESISTENCIA. Hasta 25 veces más duro que el cristal, su capacidad de resitencia a los impactos es también mucho mayor (hasta 15 veces mayor).

SEGURIDAD: Como es obvio, a mayor dureza y mayor resistencia, también mayor seguridad.

TRANSPARENCIA: El Plexiglas® resulta más transparente que el vidrio, que como bien sabemos, tiene una tonalidad ligeramente verdosa. Además, el Plexiglas® presenta una capacidades anti-amarilleo superiores a las de otros acrílicos, lo que afecta directamente a la transparencia y brillo del material, con el paso del tiempo.

FÁCIL TRATAMIENTO Y MANIPULACIÓN. El Plexiglas® es un material que aunque es sumamente resistente, químicamente hablando, se puede pulir fácilmente, lo cual resulta muy interesante ante la posible aparición de arañazos o algún tipo de imperfección en la superficie. Además, es un material que nos permite una amplia manipulación, pudiendo generar diversas estructuras tales como paneles rectos, curvados, encolados, tubulares, incluso de gran tamaño.

AISLAMIENTO. Aparte de impermeable, el Plexiglas® es también un material que mantiene muy bien la temperatura gracias a su capacidad de retención del calor.

ATRACTIVO ESTÉTICO. No podemos negar la belleza y exclusividad que trasmite el uso de este material.

En cuanto a los tipos de Plexiglas®, los más habituales son:

  • PLEXIGLAS® GS. El más utilizado en el mundo de la piscina. Fabricado mediante planchas de acrílico a las que se les da forma al vertir la metria prima, en estado líquido, directamente sobre moldes. Especialmente dirigido para su uso en contacto directo con el agua.
  • PLEXIGLAS® XT. Basado en gránulos y mezclado mediante extrusión con rodillos rotativos. La masa de acrílico fundido consigue la forma deseada mediante la inyección con el uso de boquillas.

Dentro del mundo de la piscina, uno de los profesionales que más ha apostado por el uso del Plexiglas® es PS Pool Equipment, especializado en la comercialización de productos de alta gama, como por ejemplo son las ventanas subacuáticas o juegos de agua, fabricados en este material.

¿DÓNDE COMPRAR?

Poolaria